COLEGIO HISPANO AMERICANO "Josefino"

Ver ubicación

Lázaro Cárdenas 824, Ventura Puente, Morelia, Mich. Tels. 3 12 92 87 y 3 12 71 71

Tal vez suena muy simple y sencilla este lema, pero el Padre José María Vilaseca, en su idea de este apartado en realidad nos está pidiendo dos elementos a la vez.

Es la esencia de la actividad humana, la tendencia a superar todo problema que le impida sobrevivir, vivir y superarse en términos individuales, sociales e históricos. Las obras del hombre son imperfectas dada su condición de pecador y la debilidad que esto le otorga. La realidad y la historia lo hacen constar. La perfección pedida o sugerida de nuestro Padre Fundador, no es posible sino en Cristo.

 

Como comunidad cristiana, sabemos que el resultado final de todo esfuerzo, no se debe a la confianza en nuestras fuerzas humanas, sino a Jesús Maestro, que inspira, guía, sostiene, fortalece y lleva a plenitud toda obra emprendida en Poderoso y Santo nombre.

Para hacer siempre y en todo lo mejor, no debemos hacer nosotros directamente las cosas, pues ya no somos nosotros los que vivimos, sino que es Cristo quien vive en nosotros. ¿Queremos hacer siempre y en todo lo mejor?, dejemos que Cristo, quien es el único que lo puede ser posible, sea quien las realice por medio nuestro.

 

"DIOS ME VE"

 

Esta afirmación implica nuestra tarea pedagógica y mistagógica: debemos descubrir que Dios nos ve. Pero, ¿cómo nos ve?; Dios nos ve prósperos, saludables, redimidos, perfectos, en paz y gozo. Nos ve con amor pleno. Nos ve como a Cristo, en quien tiene todas sus complacencias. No podemos negar que la mirada de Dios nos hace Ser. En su mirada hay libertad. Si el me ve, mi única encargo es verle a Él; y Él que derrochó amor al darnos a su Hijo, en Él nos dará todo lo que necesitemos. Es entonces nuestra labor cotidiana ayudar a nuestros miembros a que vivan plenamente como Dios los ve.

Si, el nos ve, nosotros solo debemos de verle; platicar con Él olvidando las palabras. Si lo pensamos, nos olvidamos de Él. Contemplémoslo y quedaremos radiantes. En su mirada estamos en Él.

 

"ESTAR SIEMPRE ÚTILMENTE OCUPADO"

 

Hay un camino delante de nosotros; es la evolución de nuestro ser necesaria para ser como Jesucristo. Pero no implica verdadera evolución, lo cual implica que yo no evoluciono, ni soy más, pues es necesario que Él crezca y que yo disminuya. No es lo mismo 'estar ocupados' a 'estar útilmente ocupados'; aquí, el término utilidad significa que nuestro trabajo produce provecho; produce fruto. Solamente unidos a la vid verdadera podemos dar fruto. Sin Él no podemos hacer nada. Podemos estar ocupados; pero para que nuestro trabaje dé frutos, debe ser un trabajo en Cristo, en Él si damos fruto.

 

"ADELANTE, SIEMPRE ADELANTE"

 

No podemos trabajar y esforzarnos sabiendo que nuestras luchas no lograrán victoria; los éxitos en el mundo, pueden significar derrotas para nuestra vida; sin embargo en Dios, que es Señor de toda circunstancia y que a los que le aman todo les sirve todo para su bien, tenemos plena confianza. Adelante, siempre adelante en el camino al Reino de Dios. Todo lo demás se nos dará por añadidura.

 

Gloria a la Trinidad del cielo, Padre, Hijo y Espíritu Santo, honra a la trinidad de la tierra, Jesús, María y José"

 

Hijos de Dios por Cristo. Dios solo tiene un Hijo; pero así como Jesús tuvo Padre y Padre adoptivo, el Padre tiene Hijo e Hijos adoptivos. Somos redimidos en una familia; nuestro amor es Filial. Tenemos familia en el Cielo y familia en la tierra. Llamados somos a constituirnos como familia en la fe cultivando el conocimiento mutuo. Asomos Hijos por Cristo en su Cuerpo la Iglesia, que continúa su misión salvífica vivificada por el Espíritu Santo, a través de los Sacramentos. Debemos ser Sacramento vivo para el mundo.